R. Silva e Hijo

R Silva e Hijo PWEn 1881 José Asunción Silva dejó los estudios y comenzó a trabajar en el almacén de artículos importados de su padre. Allí se desempeñaba como dependiente aunque también diseñaba los avisos publicitarios y los reclames.

 Al caer enfermo Ricardo Silva aquejado por una grave dolencia intestinal, José Asunción tomó las riendas del almacén. Dos años más tarde, en 1883, Ricardo Silva le otorgó la emancipación a su hijo y con ella el poder para tomar decisiones en calidad de socio.

 Los viajes que padre e hijo hicieron a París en los años siguientes tenían una clara razón comercial que al final se tornaría desesperada, cuando la instauración de la moneda de curso forzoso los llevaría a la quiebra.

 En el almacén se vendían brandy de calidad, papel de colgadura y mercancía francesa, ropa y quincallería inglesas, perfumes, joyas y telas de todo tipo. Los Silva eran además representantes exclusivos de los pianos Apollo.